Search
Please select mobile menu.
Selección de carnes del Espai Mos

Una torrada diferente (y gourmet)

Productos , 17 enero 2017

Se acerca la víspera de Sant Sebastià, patrón de Palma, noche en la que las hogueras y torradas en las plazas de la ciudad son las protagonistas. Si vais a salir de foguerons con amigos o familia, seguro que ya os habéis hecho las preguntas típicas de estas fechas: “¿qué vamos a torrar?”, “¿qué carne compramos?”, “¿lo de siempre o innovamos?”

A esas preguntas, nosotros le sumamos una más: “¿Qué elegiría Lambert Mos?” Pues se lo hemos preguntado y tenemos las respuestas. Si os queréis poner las botas (bien puestas), os recomendamos que hagáis caso al maestro.

  • Hamburguesa de wagyu (minis o individuales). Maravillosas cuando las cocinamos a la leña y las acompañamos de pimientos o espárragos a la brasa. El punto de la carne, como más os guste, pero nosotros nos las tomaríamos poco hechas. ¿Y para beber? Una cerveza Delirium Tremens, que combina suavidad y potencia en cada sorbo sin ser amarga.
  • Pinchos morunos. Sí, son un clásico. Pero, ¿y lo buenos que están? Cerdo maridado en aceite de oliva y especias mediterráneas, bien cocinado a la brasa. Seguro que podéis olerlos… Y para acompañarlos, una cerveza mallorquina de estilo belga: la IPA Toutatis, que al ser bastante amarga marida muy bien con la carne de cerdo.
  • Carrillada de ternera, fileteada, vuelta y vuelta. La carrillera es una carne muy tierna y, al ser roja, podemos comerla poco hecha, que es como os recomendamos hacerlo. Lambert Mos las acompañaría de patatas, que podéis hacer de dos maneras: 1) cortadas finas y hechas a la brasa o a la plancha, o 2) cocinadas enteras junto a las brasas (las cortamos por la mitad, les hacemos una cruz en cada lado, les untamos un poco de mantequilla, las salpimentamos, las envolvemos en papel de plata y las dejamos junto a las brasas). Y para beber, un buen vino tinto. Por ejemplo, los mallorquines Illenc de Toni Gelabert o Vinya Son Fangos.
  • Entraña de buey. La entraña es uno de los cortes más populares en países de América del Sur como Uruguay y Argentina. Es la pieza que se encuentra pegada a las costillas del animal, y se trata de una carne veteada, con mucha sangre y, por lo tanto, muy jugosa. Recomendamos condimentarla con sal gruesa (nunca con escamas de sal), para que la propia carne pueda soltar el exceso. A nosotros nos gusta sellarla con fuego alto y cocinarla hasta conseguir un punto poco hecho o medio. ¿Y con qué podemos acompañarla? Pues, por ejemplo, con mazorcas de maíz. Para maridar, un buen vino tinto.
  • Brochetas de lomo alto uruguayo. El lomo alto es un corte más veteado y más sabroso que el lomo bajo. De esta zona es de donde también se obtiene el chuletón, aunque en este caso el corte es limpio (sin hueso). Al tratarse de una carne roja, podemos hacerla poco (a diferencia de los pinchos morunos, que sí tenemos que cocinar bien). Nosotros no pararíamos de comerlas acompañadas de cebollas chalota a la brasa y maridadas con vino tinto. ¿Acaso vosotros sí podríais dejar de comer?
  • Secreto de cerdo ibérico. Corte con mucha grasa infiltrada, que convierte a esta pieza en una de las más sabrosas y tiernas del cerdo. Nosotros intentaríamos conseguir los últimos esclatasangs de la temporada o, si no lo conseguimos, de alcachofas torradas. Y para beber junto al fuego, ¿qué tal un rosado? Nosotros os recomendamos Pedra de Binissalem, de la bodega José Luis Ferrer.

Ya tenemos la cena, el grueso de la sesión, pero no sólo de carne vive el hombre (aunque podría hacerlo perfectamente 😉 ). En Mos Espai Gastronòmic también os ayudaremos a completar vuestra cesta de la compra para que seáis los organizadores de saraos perfectos. Para picar, quizás, unos cacahuetes BBQ, unos anacardos picantes o unas chips de Albert Adrià. Y de postre, una selección de chocolates Ametller o nubes de golosinas. Pero como decimos, quizás. Éstas son sólo algunas opciones. Si no os gustan estos principios (o finales), tenemos otros. Venid a verlos al Espai Mos y os los enseñaremos todos.

¿Qué os parece el plan? Una torrada diferente, y gourmet, sí es posible.

Post a new comment